Los ecologistas alegan contra el proyecto de una nueva mina en las montañas de Lena



La Coordinadora Ecoloxista d’Asturies presentó, en el trámite de consultas ambientales, alegaciones ante el proyecto de una mina de carbón en Carabanzo, concejo de Lena. El proyecto pretende abrir una explotación minera subterránea de hulla por parte de la empresa Mina María Leonor S.L., en lo que se denominará Mina María Leonor, en las inmediaciones del Pico Ranero, perteneciente a la Sierra de Ranero que marca la frontera entre los concejos de Lena y Aller.
A juicio de los ecologistas el estudio de impacto ambiental adolece del rigor para poder evaluar adecuadamente el impacto del proyecto minero y solicitan al Principado que sea desestimado el Documento Ambiental presentado, al no incorporar los contenidos mínimos, y por tanto obligatorios, establecido quedando a criterio del promotor de la actuación la presentación de uno nuevo ajustado a la legislación vigente.

Fuente Nota de prensa de la Coordinadora Ecoloxista d'Asturies.
La Coordinadora Ecoloxista d’Asturies ha presentado alegaciones ante el proyecto de una mina de carbón en Carabanzo en el concejo de Lena  en el tramite de consultas ambientales.
Se pretende una explotación minera subterránea de hulla por parte de la empresa Mina María Leonor S.L., en lo que se denominará Mina María Leonor, en las cercanías de la localidad de Carabanzo más concretamente en las inmediaciones del Pico Ranero, perteneciente a la Sierra de Ranero que marca la frontera entre los concejos de Lena y Aller.
A nuestro juicio el estudio de impacto ambiental adolece del rigor para poder evaluar adecuadamente el impacto del proyecto minero, hemos echado en falta los estudios complementarios que siguen.

- No se presenta un estudio de viabilidad económica, lo que no deja de ser  sorprendente para valorar si es un proyecto real o un intento de caza subvenciones. No cuadra que un proceso de cierres de grandes minas existentes  que están mecanizadas y funcionando se pretenda reabrir una pequeña mina de montaña (chamizo), sin una adecuada justificación del proyecto y el porque de esta apertura en este contesto de cierres, por mas que se diga que el material al ser coquizable tiene mas valor económico, cuando hablamos de pequeñas explotaciones, que deben acometer importantes inversiones para laborar con las condiciones de seguridad y medio ambientales del siglo XXI y no hacerlo como hacian decadas antes.
- Se reconoce la existencia  de dos importantes cursos de agua que se podrían ver afectados, la captación de aguas de consumo humano del pueblo de Carabanzo (en las antiguas galerías de Mina La Viña), y una zona de captación de aguas para un criadero de alevines de trucha de concejo de Lena, pero nada se dice como se va evitar su afectación ni si se produce que alternativas tienen los vecinos de abastecimeinto.
- No se valor el impacto que va tener sobre los animales mas emblematicos de Asturias y protegidos, entre las aves, destaca la presencia del urogallo. Entre los mamíferos  en la zona destaca el oso que es una especie en peligro de extinción de acuerdo al Catalogo Regional de Especies Amenazadas.
- No se concreta el impacto que tendran el uso continuado por maquinaria pesada las pistas que unen la zona de explotación con Aller donde ira el tratamiento del carbón, como puede afectar al transito de otros vehículos.
- No hay una analisis del impacto en los yacimientos arqueologicos de la zona, hay que recordar que es continua a la Carisa, una zona que se esta recuperando y se pretende darle un reclamo turistico, que se puede ver amenazado.
- En el estudio presentado no se detallan todos los impactos de las nuevas pistas ni la necesidad de  escombreras y vertederos por los materiales extraídos ni el impacto de estas, ni donde van ir estos.
- No se concreta donde van ir la zona de vestuarios, balsas de decantación, zona de apilamiento del mineral, ni sus impactos asociados.
- No se ha realizado el preceptivo trámite de aceptación social del proyecto a los vecinos de la zona, que resulta imprescindible de acuerdo con lo establecido en el Convenio sobre el acceso a la información, la participación del público en la toma de decisiones y el acceso a la justicia en materia de medio ambiente, hecho en Aarhus (Dinamarca) el 25 de junio de 1998, y ratificado por España el 15 de diciembre de 2004.

Por todo ello hemos solicitado al Principado que sea desestimado el Documento Ambiental presentado al no incorporar los contenidos mínimos, y por tanto obligatorios, establecido quedando a criterio del promotor de la actuación la presentación de uno nuevo ajustado a la legislación vigente.
Publicar un comentario

Archivos del Blog