En Asturias las listas de espera ya dan la vuelta al año: 12 meses por una prueba diagnóstica

Nuevas Generaciones denuncia la situación de las "listas de espera" que llegan a: “12 meses de espera por una prueba diagnóstica constituye un fracaso de la gestión sanitaria socialista en Asturias ”.

Fuente: Nota de prensa de Nuevas Generaciones.
Ante la información que hemos conocido recientemente en la que se pone de manifiesto que, en el HUCA, un enfermo que deba someterse a una resonancia que no lleve el sello de 'urgente' o 'preferente' debe aguardar entre diez y doce meses o que muchas de estos exámenes corresponden con una primera cita «por lo que no siempre es posible determinar si hablamos de algo banal o no», desde Nuevas Generaciones de Asturias queremos trasladar a la opinión pública las siguientes valoraciones:
En primer lugar consideramos verdaderamente lamentable que se den estas circunstancias debido a la incapacidad del Gobierno del Principado para articular una respuesta inmediata ante este tipo de situaciones y por ello exigimos un Plan de Choque que reduzca las listas de espera en nuestra región.
En la gestión de la Sanidad existen dos modelos claramente diferenciados, el del PP en la Comunidad de Madrid que, ante las huelgas del sector, reaccionó con firmeza el pasado verano contratando 200 profesionales sanitarios para paliar los retrasos derivados de los conflictos en el ámbito sanitario y, por otro lado, el modelo del PSOE en Asturias (con el aplauso de sus socios de IU) que permanece impasible esperando a que las listas de espera se disuelvan por sí mismas.
Además, hemos conocido que algunas pruebas diagnosticas de especialidades como traumatología, cirugía vascular o de radiodiagnóstico se están derivando de forma masiva a la sanidad privada. Es en este punto donde al PSOE se le ha caído el discurso por completo y le pedimos coherencia entre lo que dicen miembros de su partido en otras comunidades en la oposición y lo que hacen donde gobiernan. No existe mayor temeridad que un partido defienda una cosa y la contraria según sople el viento y exigimos que, por la seguridad de los pacientes, defina claramente un proyecto sanitario común, coherente y sostenible para las futuras generaciones.
Desde Nuevas Generaciones consideramos que la sanidad no se defiende desde el inmovilismo socialista, es necesario tomar medidas y poner los recursos necesarios al servicio de los pacientes. Queremos recordar que en el ámbito nacional, el PSOE dejó una sanidad pública endeudada en 16.000 millones de euros con un abundante cúmulo de impagos a los proveedores farmacéuticos poniendo en riesgo la continuidad del sistema, cuestión que se ha atajado con las reformas del Partido Popular.
Por todo ello, pedimos al PSOE que abandone la gestión temeraria y le exigimos responsabilidad a la hora de solventar los graves problemas que tiene la sanidad pública asturiana y ante los que el Gobierno Regional, del PSOE, mira para otro lado.
Publicar un comentario

Archivos del Blog