El Gobierno se carga los informes de impacto ambiental

En este caso los gobiernos del PSOE tanto del Principado de Asturias, como del Reino de España, ya que hace falta cierta armonía política para poder quitarse de un plumazo, de Boletín Oficial, el trámite que debería ser obligado de informe de impacto ambiental. Hablo de los casos del nuevo puerto de San Juan de la Arena y del gasoducto Puerto de Gijón - Llanera. Los ecologistas estamos acostumbrados a oír a los empresarios y a los políticos, siempre los que gobiernan ya sean del PSOE o del PP, quejarse periódicamente de los trámites ambientales y de información pública que deben pasar los proyectos. Unos trámites que están pensados para evaluar los daños a la comunidad, a la naturaleza, poder minimizar los mismos y sobre todo dar una transparencia social a los proyectos. En los últimos años hemos visto un oscurecimiento de esa transparencia. La administración se vuelve cada vez más opaca, aunque lo intente disimular con Internet. Se utilizan atajos legales. Algunos proyectos, como la central térmica de ESBI Nubledo, huelen a guiso precocinado en alguna sidrería del centro de Oviedo. Ya sé que es una afirmación arriesgada; pero hay motivos. No llego a comprender la tranquilidad de ejecutivos y políticos, las fotos sonrientes y el alegre marcaje de plazos ultra rápidos, cuando aún faltan pasara muchos trámites y cuando hablamos de un proyecto de enorme envergadura de de mayor impacto ambiental y social. Más aún cuando nos llegan noticias de otras comunidades autónomas, más desarrolladas (no me hagan sacar las cifras), donde proyectos de centrales térmicas de menor envergadura enfrentan a políticos y empresarios, de las mismas empresas y partidos que aquí. ¿Qué hubiera ocurrido con los dos proyectos citados si los gobiernos de Asturias y Madrid hubiesen sido distintos?. ¿Pasaría como está pasando con la incineradora de Alcalá de Henares o la térmica de de Morata en Madrid o la térmica de Viesgo en Cantabria?

8 comentarios:

Milion dijo...

Muy bueno el artículo. ¿Quiero preguntar si el comic de Axteris es auténtico?

Imagen Verde. dijo...

Yo creo que esta todo mas hablao que hablao, no se si en chigre sidreria o restaurante, pero se les ve muy seguros de que nos van a colar aqui todo lo que no quieran los demas. Hasta una tuberia conectada con la refrigeracion de Vandellos si hace falta. Por si se escapa algo que acabe aqui tambien, asi toda la basurilla va al mismo sitio.
Ya podemos empezar a producir Pocion Magica por que vamos a necesitar en abundancia...

Anónimo dijo...

Esta claro que la administracción es un coladero total, a veces por complicidad, otra por falta de medios. Pero el resultado es que casi todo vale.Ahí tenemos el ejemplo reciente del dragado del puerto de Aviles que con 6 alegaciones en contra (de ayuntamientos, del propio Principado, ecologistas), ni caso que hizo el Ministerio de Medio Ambiente dijo que para adelante, propuso unas condiciones que no se hiciera en julio y agosto, sabeis cuando se hizo justo en los meses que no debía.
Con este ejemplo que es uno mas, todo lo demas es teoria
Fruti

Asturias Verde dijo...

Pues sí; aunque tampoco se debería dejar pasar la cuestión del papel de la oposición. El juego político tiene unas reglas muy básicas y en Asturias no las están respetando por razones que desconocemos los ciudadanos. Lo cierto es que no hay oposición entre los dos partidos que han conseguido la patente del ejercicio bipartidista. No es de recibo que el PP, líder de la oposición tenga posiciones más ecologistas que las nuestras en Madrid y sin embargo en Asturias el Sr. Ovidio y el Sr. Gabino defiendan la misma política que el Sr. Areces, eso sí con matices, para guardar las formas; pero lo cierto es que vivimos en una Asturias de lo “atado y bien atado”. El Gobierno de acuerdos entre gente no elegida por el pueblo, si no por el puñado de redactores de las listas cerradas. Seamos serios ¿Cual es el margen de error entre las previsiones de la docena de personas (aunque después hagan el paripé de llevarlo a una asamblea) que redactan las listas cerradas y el resultado electoral?.

- Sobre el comic. Sí y No. Sí es de un comic real; pero no sobre Asturias. El título original es “Asterix y las Nucleares”. Es una versión curiosa. Un refundido de los comics de Asterix con un guión sobre el tema nuclear. El comic está a libre disposición en la red y se puede descargar en una dirección que ya os pondré en un artículo.

Furaco dijo...

Cercados como a los gochinos. Aquí nos van a poner todo lo que no quieren en otros lados

Anónimo dijo...

La culpa que estemos cercados, la tenemos los asturianos y visitantes que no decimos nada de esta situación.
La gente solo se mueve con el problema que esta pegado a su puerta y siempre que huela mucho, porque sino ni se inmuta.
No hay que ver lo que esta pasando con la incineradora, regasificadora, termicas de otros lugares.
Fruti

Imagen Verde. dijo...

Fruti ha dicho donde esta el problema en su raiz. A mi modo de ver, es la sociedad la que tiene el poder de cambiar las cosas y de influir en las decisiones politicas.
Los politicos no suelen tomar decisiones impopulares para la mayoria de sus votantes. El problema que hay aqui es que no se donde ha quedado la vieja Asturies combativa, por que ahora armen lo que armen, solo se ve en la trinchera a los ecologistas y los 4vecinos de alrededor. Con este panorama los politicos lo que ven es que en Asturias se puede hacer de todo, ni la oposicion ni un sector representativo de la sociedad, plantaran cara a las salvajadas propuestas. La sociedad civil asturiana paso de ser una de las mas criticas y beligerantes a una hibernacion que a mi personalmente me produce gran tristeza. Sobre todo cuando veo a la gente escabullirse con la tipica excusa... "total, lo van a hacer igual".
Por suerte quedamos todavia algunos que no nos resignamos a ser como vacas conducidas al matadero sin ninguna otra opcion...

Enlazador de Mundos dijo...

Totalmente de acuerdo con el comentario anterior.
Esto no pasa en Madrid por ejemplo, por que por un lado la oposición política lo usaría como arma política contra el gobierno, y porque por otro la gente: asociaciones, vecinos y ecologistas (entre otros) se echaría a la calle, daría la tabarra en los medios de comunicación, denuncias, manifestaciones, movilizaciones... de forma que al menos pusieran trabas y dificultades llevar a cabo una actuación de tal magnitud sin que cumpla los trámites ambientales.
Debemos hacer saber a nuestros políticos que no pueden hacer lo que quieran (o por lo menos que salirse con la suya les salga gratis)

Archivos del Blog