En el tema de la Costa el PSOE nos toma por idiotas

Por Emilio Rabanal, miembro de la Coordinadora Ecologista de Asturias

El jueves, 6 de julio, aparecían en prensa manifestaciones sobre las actuaciones del Gobierno Regional en materia medioambiental a raiz de una declaraciones de la Portavoz la señor Migoya por un lado tergiversando a su favor un informe de Greenpeace sobre el estado del litoral que no deja en nada buen lugar la política seguida por el PSOE partido principal del Gobierno Regional en nuestra Comunidad, donde se habla entre otras cosas de corrupción. Y por otro lado, en lo cual queremos detenernos en esta nota, sobre los proyectos pretendidos por el gobierno del Principado y el Ayuntamiento de Cudillero para la Turbera de Las Dueñas. O nos creen de frágil memoria, o nos toman por idiotas o su hipocresía no conoce límites.
Por un lado el Principado parece ser que pretende comprar los terrenos de la turbera que constituye el Monumento Natural y seguidamente realizar programas de recuperación del espacio. A lo que añade el Alcalde de Cudillero que quiere construir un edificio (¿no le bastan ya con los que pretende para la zona anexa de Villademar?) donde habilitar a su vez un terrario y un acuario donde mostrar su fauna y flora. Quien sabe si el Alcalde, ya que pretende dejar cementado todos los alrededores de la turbera con urbanizaciones y un polígono industrial, nos querrá enlatar o condensar toda esta turbera en este edificio así luego en el futuro tendrá la posibilidad de recalificar los terrenos que queden de la turbera real para así revalorizarlos, siempre para el bien y la prosperidad del concejo, en beneficio de un avispado constructor.
Lo que hoy puede sonar a ironía o a disparate nos ha mostrado con creces este Alcalde que es capaz de materializarlo. Quién pensaba hace unos cuantos años que un alcalde sería capaz de permitir edificaciones sobre suelo no urbanizable de interés agrícola y forestal: eso lo ha logrado Francisco González en el polígono industrial de Valdredo, con sus naves que superan incluso las alturas que permiten las normas urbanísticas municipales. O que en medio de praderías sin edificaciones, en pleno Paisaje Protegido de la Costa Occidental y con sus balcones asomados a la Turbera de Dueñas tendríamos una nueva ciudad (ciudad-jardín para más sorna) con bloques de cuatro alturas: esto lo pretende este Alcalde en la urbanización de Villademar. Por su voluntad ahora tendríamos hasta instalaciones hosteleras colgando de los acantilados del cabo Vidio (proyecto de Landmark), por citar algún otro disparate más (la lista no acabaría aquí).
Al Gobierno del Principado de Asturias le pediríamos que ahorrase los dineros de todos los asturianos y que para proteger esta valiosa Turbera no se necesita comprar los terrenos. Existen soluciones más sencillas, la primera de todas sería aplicar la normativa del Principado al respecto. La Turbera de Dueñas se protege por el Decreto 99/2002 donde se declara este Monumento Natural y donde se dicen cosas tan claritas como que queda prohibido "la construcción de edificaciones u otras infraestructuras permanentes que transformen el entorno paisajístico del Monumento" (art. 5.6), con ello todo el mundo debería quedar enterado que no se permiten urbanizaciones o polígonos industriales, lo cual ignora el Ayuntamiento de Cudillero que está tramitando los expedientes de la urbanización de Villademar y del polígono industrial de Las Dueñas. No estaría de más que el Principado se molestase también en declarar formalmente el Paisaje Protegido de la Costa Occidental, pues ya han pasado más de diez años desde la aprobación del PORNA. Esto permitiría la protección de toda la franja de costa de buena parte de los concejos de Cudillero y Valdés, en un espacio que llegaría hasta la carretera nacional, más allá de los quinientos metros.......

Artículo completo en:
http://www.asturiasverde.com/2006/00203opinion-costa.htm

Publicar un comentario

Archivos del Blog