Los avances del proyecto Mazarico, descubriendo los secretos de las aves de Zeluán y Lloredo

El 1 de enero del presente año el Grupu d´Ornitoloxía Mavea lanzó el Proyecto Mazarico, cuyo fin es conocer con mayor profundidad la migración de aves limícolas a través del Monumento Natural de la Charca de Zeluán y Ensenada de Llodero. Para ello, miembros de Mavea están realizando, de forma totalmente voluntaria y altruista, visitas a dicho humedal durante todos los días del año 2013 con el fin de censar las aves presentes.
Los objetivos del proyecto son:
- Registrar como varía lo más exactamente posible el número de limícolas día a día durante un año.
- Estimar de la forma más precisa posible el número de aves, especialmente limícolas, que pasan por este enclave a lo largo del año y cuanto tiempo permanecen en el mismo.
- Estimar el porcentaje de aves que no registramos según la cantidad de días censados en otros años (anteriores y posteriores). Así se puede estimar el número de limícolas que pasan por el Monumento Natural todos los años. Actualmente esta estima es de 20.000-40.000 individuos, según las circunstancias de cada año.
- Con las cifras obtenidas, poder confirmar, con más datos aún, la importancia internacional de la zona (lo que reforzaría su catalogación como humedal RAMSAR de importancia internacional).
El paso primaveral de este año está siendo bueno para algunas especies y malo para otras, algo normal en los ciclos poblacionales de las aves migratorias. Pero gracias al seguimiento diario en Zeluán, podemos decir que este año está siendo el mejor conocido para algunas especies:
- Correlimos tridáctilo: más de 2000 aves han pasado por aquí, en ruta desde Mauritania (zona de invernada) a Groenlandia (zona de reproducción). Registramos la mayor concentración conocida en el litoral cantábrico: 465 ejemplares juntos.
- Zarapito trinador: cerca de un millar de aves pasaron por la Ensenada de Llodero, con uno de los máximos conocidos para el lugar (250 aves). Para Asturies sólo conocemos concentraciones mayores en la playa de Bañugues.
- Águila pescadora: de momento hemos registrado un mínimo de 7 ejemplares diferentes, uno de ellos anillado en Escocia (permaneció una semana en el estuario avilesino). Este flujo de aves es notorio para un estuario cantábrico, y en Asturies sólo es superado por la ría de Villaviciosa.
Estos tres ejemplos confirman el enorme valor faunístico de la ría de Avilés, pues la causa de que estas aves paren aquí es porque reúne dos requisitos vitales para ellas: comida y refugio.
Publicar un comentario

Archivos del Blog